Católicos responden a Ricaño Escobar

Católicos responden a Ricaño Escobar

Católicos responden a Ricaño Escobar

El que debe pedir disculpas a Xalapa y a los xalapeños es usted por hacer manifestaciones en contra de que se construya la iglesia en monte magno.
Eso une a las familias y fortalece los valores. No lastime a la sociedad porque usted tiene nulo respeto por la religión. Por favor aprenda a respetar.

Usted discúlpese porque es quien incita a la violencia y tiene doble moral, buscando siempre atraer los reflectores de manera negativa.

Muy mal estar agrediendo a una persona honorable que merece respeto.

El señor Ricardo Ahued siempre se ha dado a respetar y a trabajado por mejorar xalapa y ayudar a los xalapeños.

Y no dudo que usted en algún momento haya sido beneficiado también, aunque se haga de poca memoria.

Usted es quien debe una disculpa por aportar solo críticas, divisiones y violencia con su lengua viperina llena de veneno que solo sirve para denostar y agredir.

Su característica actitud lastimosa se ha vuelto ya un comunicado denominador.

Seguramente por eso jamás a podido alcanzar el triunfo las veces que lo ha intentado. Debería reflexionar.

Esta mal que ofenda queriendo quedar bien como buen oportunista, sin saber destacar con respeto y trabajo correcto y decente.

Con qué moral o derecho se cree usted para venir a hablar por los xalapeños.

Usted en un debate o en una encuesta no tendría nada que hacer en ningún campo junto al señor Ricardo Ahued que se ha ganado el reconocimiento de muchos xalapeños con hechos, con congruencia y con trabajo.

Usted con qué peso moral, laboral o político cree que podría ponerse al tú por tú con alguien como Don Ricardo. No se equivoque.

Póngase a trabajar si es que sabe hacerlo Y trate de aportar algo positivo para la gente, que usted sabe perfectamente bien que don Ricardo jamás ofendería a nadie y mucho menos a los xalapeños, sabe usted que ese comentario fue en una reunión de amigos sencilla y simple. Aunque siempre hay gente dolosa que va a ver en donde puede lastimar y meter cizaña donde no la hay, lamentablemente en esta ocasión fue usted.

Déjese de tonterías. Ya está grande para dejar esos recursos a sus familiares. Déjales un legado digno que les sirva para crecer en sus valores.

Deje de oponerse a que se construya la iglesia y no violente a la gente y deje de hacer el mal pq eso no le dejara nada bueno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *