Celebran a la Virgen de Guadalupe 

 JA2_5072

LA RIVIERA... DE ALVARADO O DE BOCA DEL RÍO

Vivir en el Golfo

Por Rodolfo Herrera

     Hace unos cuantos años, la Riviera Veracruzana pasó desapercibida para el municipio de Alvarado, el entonces alcalde Bogar Ruiz Rosas desestimó la importancia de la zona y no destinó un solo peso a su desarrollo, hoy políticos y empresarios se desviven por atenderla.

 

     Bogar Ruiz Rosas, fungió como alcalde del municipio de Alvarado por el PAN, en el periodo 2008-2010, tiempo durante el cual la riviera veracruzana permanecía abandonada, sólo unos cuantos accesos a pie de carretera daban muestras del incipiente desarrollo inmobiliario y comercial, pero eso muy poco le importó.

     Su gobierno destacó por los excesos, las denuncias, los pleitos y la persecución de periodistas, durante todo este periodo, la Riviera a la riviera veracruzana no se le destinó un solo peso para su desarrollo.

     Alvarado fue conocido por los escándalos, en su edición del 19 de mayo de 2009, el diario La Jornada dio a conocer que Bogar Ruiz  "mandó detener a Simón Tiburcio Chávez, editor de la publicación Nuevo Amanecer, que al día siguiente fue puesto en libertad porque no había delito qué perseguir; antes encarceló a su jefa de prensa, quien la acusó de conducir un auto robado y, a la dirigente sindical de los empleados municipales –esposa del editor del semanario El Quijote– la envió a trabajar su plaza de secretaria en el basurero municipal”, al último jefe de prensa Carlos Camacho Carvajal lo corrió quedándole a deber varios meses de sueldo y liquidación.

     Posteriormente llegó como alcaldesa la priísta Sara Luz Herrera, quien se vio involucrada en el crimen de un colaborador por lo cual fue detenida y encarcelada, hasta ese momento la Riviera veracruzana seguía sin atención municipal, en abandono, despreciada por los alcaldes.

     Siguió el gobierno del priísta-perredista Octavio Ruiz Barroso, quien intentó dejar a su esposa Marliz como alcaldesa por el PAN, pero la falta de atención al municipio y el desprecio por la riviera veracruzana le negaron el triunfo y le dieron el voto al ex panista y ahora priista-verde ecologista Bogar Ruiz Rosas.

     De cara al segundo periodo como alcalde de Alvarado, Bogar Ruiz Rosas se encontró con una Riviera veracruzana en pleno desarrollo, con un padrón de casi 20 mil habitantes y una zona comercial en acelerado crecimiento.

     Pero también se encontró con un problema, los residentes de la zona a quienes su palacio municipal les queda 80 kilómetros de distancia, no quieren arriesgar más y prefieren pertenecer a Boca del Río cuyo palacio municipal está a tan sólo unos 500 metros de distancia.

     A los casi 20 mil residentes de la riviera veracruzana no les desagrada la idea de que se hiciera una redistribución geográfica de la zona, para pasar a cargo de la administración municipal de Boca del Río que está medio kilómetro, a diferencia de Alvarado que queda 80 km de distancia.

     Por cuestiones de operatividad, los camiones recolectores de basura del municipio de Alvarado, no podrían recorrer todos los días 80 kilómetros de distancia para dar el servicio y regresar a la cabecera municipal, lo mismo sucedería con los servicios de Bacheo alumbrado y demás, que hasta el momento Alvarado no puede cumplir.

    Pero sabiendo que esos 20 mil nuevos residentes de la Riviera, representan un monto importante en impuestos y cobros prediales, Bogar Ruiz Rosas ha iniciado una guerra por la presunta defensa de lo que considera su territorio, el mismo al que no le invirtió, lo despreció y no le costó un solo peso.

     Pero no sólo Bogar Ruiz tiene interés en la riviera, sino también desarrolladores inmobiliarios, especuladores y todo tipo de oportunistas que ven la forma de ganar dinero en la zona.

    Para los residentes de la riviera la postura es sencilla, se tiene que hacer someter a consulta pública una elección para decidir si desean seguir perteneciendo Alvarado, o desean simplificar sus trámites perteneciendo a Boca del Río.

     Y aunque nadie se ha querido pelear con Bogar Ruiz por la riviera, el alvaradeño está en pie de lucha por algo que los ciudadanos estarían en condiciones de decidir con su voto en un plebiscito y asunto arreglado ¿No cree?

¿LOS DIPUTADOS NECESITAN LINEA?

     Si los diputados locales de Veracruz pensaran en el bienestar de los ciudadanos, ya hubieran tomado como suyo el tema de la riviera veracruzana y le hubieran dado solución a ese problema, al menos los diputados de la zona Bingen Rementería, Mariana Dunyaska, Marijose Gamboa, Marcos Núñez, Juan Manuel Unanue. Mmmm, creo que ese es su trabajo ¿No?

Comentarios a: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Información adicional