Pide INAI a Sedena responder sobre status del avión presidencial

 

...para el resguardo del avión presidencial hasta que éste sea vendido.

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Conocer el referido convenio dará certeza a la población de las condiciones y costos acordados previos a su venta, ya que los mexicanos tienen el derecho a saber con claridad a qué se destinan los recursos públicos, expuso el comisionado Joel Salas Suárez al presentar, en conjunto, dos recursos de revisión ante el pleno del Inai.

“Los ciudadanos entienden que el tema del avión es más que una decisión gubernamental común, es una medida con significado. Los ciudadanos quieren un gobierno que actué de manera austera y que sus resultados reflejen el principio de ahorro y austeridad.

“Para que la medida contenga el significado esperado no basta con los gestos y el discurso, sólo la transparencia permitirá a las autoridades demostrar que realmente cumplen con estos principios”, sostuvo Salas Suárez, de acuerdo con un comunicado del Inai.

El comisionado afirmó que la austeridad y la transparencia son tareas a las que el actual gobierno federal se ha comprometido desde el primer momento, pero, apuntó, la austeridad sin evidencia de ahorro no es más que una aspiración o el deseo de concretar una buena intención.

“La información pública permitirá poner una cifra clara y concreta de cuánto se ahorra al implementar medidas de austeridad como la venta del avión presidencial y utilizar vuelos comerciales.

“Para que el gobierno demuestre los resultados que los ciudadanos demandaron en las urnas, es necesario que haya cifras y que la población pueda dar seguimiento a los montos de cuánto se ahorrará en los próximos seis años al cambiar la forma de traslado del presidente y su gabinete y a qué programas se asignarán esos montos”, remarcó.

El comisionado del INAI expresó que “la transparencia permitirá a las autoridades demostrar que la austeridad ha dejado de ser una quimera para convertirse en una realidad cotidiana en el ejercicio de los recursos públicos”.

En la explicación de los recursos de revisión se detalla que una particular requirió a la Sedena la copia en versión electrónica del convenio firmado con la empresa Boeing para el resguardo del avión presidencial.

La dependencia respondió, a través de la Comandancia de la Fuerza Aérea Mexicana y la Dirección General de Administración, que después de realizar una búsqueda exhaustiva en sus archivos, no encontró evidencia documental del convenio firmado con la empresa Boeing para el resguardo del avión presidencial.

Al respecto, el pleno del INAI resolvió instruir a la Sedena a realizar una nueva búsqueda del convenio, tras señalar que en realidad no se hizo un rastreo exhaustivo en la totalidad de unidades administrativas competentes.